Para empezar a ilustrar nuestro punto técnico empezaremos por identificar la estructura de mercado. El índice Standard & Poors 500 ($SPX), conocido por ser el altímetro de mercado por excelencia, está formando un patrón de cuña ascendente, célebre por ser un patrón bajista.Desde el punto de vista estructural, estas formaciones tipo cuña ascendente o Rising Wedge son típicamente bajistas, por ejemplo el mercado presentó un patrón similar al mostrado justo antes de la pandemia.

La línea de tendencia superior de la cuña que tuvo inicio en julio de 2021 ha sido un importante obstáculo para el precio del mercado ya que ha ocasionado un triple rechazo a lo largo del trimestre. Por otro lado, la línea de tendencia inferior ha servido de soporte perfecto, manteniéndose vigente desde noviembre del año pasadoy quedará por verse si el índice logra mantenerse por encima de esta fuerte e importante línea de tendencia.

La curva blanca en el gráfico de precios corresponde al periodo móvil simple de 200 días. Al respecto llama la atención que la pendiente de la curva, cercana a los 30%, es inusualmente empinada lo cual puede ser interpretado como otra alerta más de extensión alcista en una tendencia demasiado vertical.

Es claro que el mercado tiene una extensión alcista muy alta, cercana al 200% del rango en el que fluctuó el mercado en la caída superior al 30% que tuvo entre febrero y marzo de 2020 por el pánico pandémico (área sombrada). En caso de que se pierda el soporte de la tendencia tenemos que estar atentos para ver como se comporta el índice en la zona de 4.200 a 4150 zona de anterior extensión.

El Relative Strength Index - RSI nos muestra una divergencia bajista revelando debilidad en la acción del índice. De todas maneras, es necesario notar que se han producido nuevos máximos bajo dicha divergencia, es decir que aún no se concreta, pero si presenta motivos para estar alerta.

Bajo este contexto, en el que la tendencia alcista está vigente, pero muy extendida al alza y con una divergencia bajista en RSI, es importante mantener en vigilancia el índice de miedo VIX que está comprimiendo y podría resolver con fuerza el patrón de cuña descendente que presenta. Si resuelve al alza podríamos presenciar un evento de alta volatilidad en los mercados.

Como conclusión de este primer segmento podemos resaltar que el mercado está en una zona de resistencia muy importante y se encuentra extendido. Actualmente está en un periodo de compresión y el patrón que está formando es estructuralmente bajista por lo que será clave vigilar hacia donde resuelve el patrón.

Por favor tenga en cuenta que este material es suministrado para propositos informativos y no debe ser considerado como asesoria de inversiones. Realizar transacciones en los mercados financieros conlleva un alto riesgo.

Sebastian Hernandez @ Metropolitan X